Tuning

Hyundai Veloster N Performance Concept, más temperatura al hot hatch

Este Veloster cargado de equipamiento es el segundo integrante de la familia N.

Hyundai Veloster N Performance Concept, más temperatura al hot hatch

El debut oficial de este prototipo se realizó durante el pasado Salón del Automóvil de Seúl en 2019, en ese momento, Hyundai nos adelantaba al segundo ejemplar de su división deportiva “N” y que ahora se admira en el SEMA Show 2019.

Este compacto ostenta cambios muy significativos respecto a su versión tradicional, pues además de un kit deportivo Performance N y diversos accesorios, está equipado con una serie de mejoras que elevarán su desempeño dinámico.

Personalidad extrovertida

Son más de 45 piezas las que fueron desarrolladas para acentuar la silueta de este compacto, y están fabricadas en fibra de carbono, cuestión que ayuda mucho al peso del vehículo, pues se logra un ahorro de 30 kilogramos con respecto al Veloster N de fábrica.

El cofre, el splitter delantero, los faldones laterales, el difusor trasero y el gran alerón son parte de este kit aerodinámico que ayudará a que el vehículo se plante mucho mejor en el asfalto. Y si te lo estabas preguntando, es muy probable que las piezas estén disponibles muy pronto, así es que si tienes uno podrás adquirirlas por separado.

Los acentos naranjas del exterior, se replican puertas adentro, resaltando el espíritu deportivo del Veloster N Performance; los asientos deportivos fabricados por Sabelt, el volante, parte superior de las puertas, freo de mano y tablero están forrados en alcántara con costuras contrastantes, pero también encontramos molduras en puertas, tablero y consola central fabricadas en fibra de carbono.

Características técnicas

Fuera de lo atractivo que se ve, estéticamente hablando, también sufre mejoras en el apartado técnico pues está dotado de una suspensión con coilovers firmada por Extreme Racing, adicionado resortes H&R y salidas de escape de la marca Capristo.

Para reforzar el tema de seguridad de los ocupantes incluye barras antivuelco Daewon, mejorando la rigidez estructural, además de que el soporte de chasis WIF está reforzado con aluminio tanto en la parte delantera como en la posterior.

Los rines están a cargo de la marca OZ, incorporando unos en aluminio forjado de 19 pulgadas, montados sobre unos neumáticos Pirelli P-Zero Corsa. Los frenos delanteros son de 380 mm con pinzas de seis pistones, mientras que los traseros son de 360 milímetros de únicamente cuatro pistones.

Apartado mecánico

Bajo el cofre encontramos el ya conocido motor 2.0 litros turbo capaz de entregar 275 caballos de fuerza y 260 Lb-pie de torque, acoplado a una caja manual de seis velocidades que enviarán la potencia al eje delantero.

¿Qué opinas? Cuéntanos